Transcripción: Wu Wei. Las leyes de la no acción

Entrevista realizada a José Luis Parise por Victor Brossa

Wu Wei. Las leyes de la no acción.

(Barcelona. Julio  2016)

https://www.youtube.com/watch?v=VnZ1199ogh0

 

Introducción por Victor Brossa (VB:)

 

Muchos son lo Analistas que todavía hoy se preguntan que fue lo que hizo realmente Mahatma Gandhi para levantar a 300 millones de mujeres y hombres, unir a musulmanes e hindúes, estremecer al Imperio Británico y llevar a la India a su liberación sin el uso de la violencia Armada.

 

Las Leyes de La No Acción se estudian en la mayoría de las culturas Iniciáticas del Planeta. Se las conoce bajo diferentes nombres: Akharma, Olodumare, Hucha Mikuy, Wuwei y todas ellas tienen algo en común: aprender a reconocer la fuerza que está actuando en la escena para aprovecharla en beneficio propio en lugar de ser arrastrados o devorados por ella.

 

Aunque nos han contado que realizar el mínimo esfuerzo para lograr el máximo rendimiento es algo impropio de una persona decente, en realidad es este un principio fundamental aplicado no solo en el mundo de la empresa o las artes marciales. El universo entero trata de minimizar cada esfuerzo para lograr el máximo beneficio.  

 

Dosificar la energía y reabsorber la que ya está actuando en la escena. La naturaleza nos lo muestra cada día. Razón por la cual los antiguos maestros fueron capaces de establecer un modus operandi que pudiera instruir a los Iniciados de todos los tiempos en el aprendizaje de este valioso conocimiento.

 

Jose Luis Parise, psicoanalista, Investigador de lo oculto y experto en lógica e Iniciación se ha convertido en uno de los Grandes Referentes del pensamiento integrativo del Siglo XXI. Tras el éxito de programas como “Cristo el Mago” o Pierce, el “Mapa del Mago”, Galería la Línea presenta este valioso documento, continuación natural del programa en el que junto al Maestro argentino desgranamos las claves del Diagrama de Peirce.

 

En una charla de hora y media, Jose Luis Parise nos desvela ahora la forma en la que podemos reconocer las cuatro Leyes de la No Acción, y aplicarlas para realizar con éxito los cruces Peirceanos.  Una oportunidad única para conocer las bases de un conocimiento protegido y transmitido hasta nuestros días solamente a los que pudieran acceder a ciertos círculos, grupos o maestros.

 

Jose Luis Parise abre para todo aquel que tenga la capacidad de reconocer lo Sagrado, uno de los mayores tesoros Iniciáticos de todos los tiempos y una de las grandes claves para la autogestión y el empoderamiento.

 

Victor Brossa (VB): Hola a todos, ¡bienvenidos!. Estamos aquí en Barcelona, improvisando una charla con José Luis Parise.

 

José Luis Parise (JL): Gracias nuevamente. Del avión a aquí.

 

VB: Directamente, acabas de llegar de 14 horas de vuelo, así que es un agradecimiento el que puedas brindarme este espacio.

 

JL: Para ti también ha sido todo un desplazamiento, con sus esfinges de rigor (risas)

 

VB: Te puedo decir que cada Vez que hacemos un programa de estos, que son un éxito en Internet, tengo  siempre un montón de Esfinges, esta vez me corté el labio, no dormí en dos noches, con descomposición…

 

JL: Tú conoces la Lógica de la Esfinge…

 

VB: Y yo vine igual porque ya se de lo que va esto, de hecho la descomposición se paró ya.

 

JL: Claro. Exacto, así funciona. Directamente ligado con lo que hoy vamos a hablar

 

VB: Entonces aquí estamos. Muchas Gracias Nuevamente por la posibilidad. Además, hicimos un programa sobre el diagrama de Peirce que tuvo mucho éxito también y creo que hoy también vamos a hacer algo, que no es una segunda parte, pero viene a continuación.

 

JL: Es una continuidad natural del tema. Es uno de los temas más codiciados yo me doy cuenta. Cada vez que abro un país nuevo, un lugar nuevo, una de las cosas que primero quisieran que yo hable es este tema: Las Leyes de la No Acción, La No Acción y Sus Leyes.

 

La verdad que a mi me enorgullece mucho esta posibilidad y te lo agradezco sinceramente porque no lo hablo en cualquier lado. Es un tema muy “marquetinero” y tengo ciertos cuidados. Cuando ya hay una cierta profundización, es que me intereso de verdad en darlo. Sé que se habla por internet del tema, que escuchan cosas que hemos ubicado y que lo hablan. Yo prefiero que lo dejen en ese nivel, porque todo el mundo quisiera aprender a usar el mínimo gasto de fuerza y de energía para obtener el máximo beneficio y resultado. Es obvio, no hace falta querer Iniciación para eso y ahí está el problema.

 

Las Leyes de la No Acción, que ahora vamos a entrar en tema y vamos a ver en cada Iniciación; en cada cultura está presente y es algo muy llamativo. Una de las cosas que a mí más me impactó en mis primeros viajes, llevo ya más de 200 viajes, era encontrar esto en todos lados (como también ocurre con el esquema del Diagrama de Peirce que vimos la otra vez).

 

En todos lados la Magia se inicia cuando logran usar la activación de fuerzas que ya hay en cada lugar. Iniciaciones en apariencia distintas entre si, que uno puede estudiar toda la vida y otra vida para llegar a entenderlas; nosotros las hemos trabajado como el Ifá de África y la India, ambas que parecen tan distintas, en esto se encuentran al igual que en Peirce. El Chamanismo y la India; el taoísmo y el Ifá en África, el Babalawo. Culturas que entre sí no se conocieron, distan miles de años, sin embargo en cuanto te metes en lo que llaman Magia, lo Sagrado, los seres de verdadera raigambre: los Laikas, los guardianes de la Sabiduría; ellos saben que hay un truco y que el truco viene después de un secreto. Y la conjunción de secreto y truco no te la develan jamás. Depende de tì, de si te das cuenta. Y lo tienes que entender estudiando sus escritos Sagrados.

 

Por eso yo respetando eso, no hablo de este tema si no es así. Por eso, sinceramente te agradezco tanto la Oportunidad. Yo lo investigué, lo uso. Todo  lo que yo logro está basado en esto y es mucho lo que logramos. Logramos cuestiones en todos los órdenes que no se pueden entender desde una lógica que no sea la de la Magia y siempre la clave está cuando logras hacer esto.

 

Ya desde como se lo nombra en cada lugar, tratan de no ponerle nombre y de remitirlo directamente a sus deidades, a sus escritos sagrados, porque de ese modo no se lo puede confundir con lo que yo tengo todo el reparo, porque sé que inmediatamente se lo reduce a eso: técnicas.

 

Esta vez vine con apoyo logístico, me traje muchos ejemplos concretos de los Iniciados, de actuaciones donde ellos no hay duda de que están usando esto que hoy vamos a ver aquí, cómo lo usan; con qué lógica. Pero es sumamente llamativo que todos los Iniciados lo usan pero ninguno lo explicó. O sea, esto está claro que es una cuestión a la que hay que llegar, que no te será dada. Y esta muy bien que sea así, porque no es solo una cuestión de misterios o de respeto. Es una cuestión de cuidados.

 

Lo que tu destapas cuando destapas eso, es la Caja de Pandora, y ya sabemos que contiene todos los males. No la inventé yo, es un hecho; todos los males menos uno, que es el que precisamente no salió de ahí.

 

Hay que entender que cuando alguien empieza a usar estas fuerzas se le vuelven muy en contra si las quiere usar como una cuestión hacia afuera nada más.

 

VB: Sería como un niño conduciendo un Ferrari…

 

JL: Si, no sólo a un niño, a un grande también. Es como aprender golpes de Artes Marciales sin la filosofía marcial. Puedes obtener un desastre, puedes obtener un asesino, alguien que se automutile con las armas marciales. Yo he enseñado muchos años Artes Marciales Iniciáticas y esto es eso; esto es usar la fuerza de lo que en Artes Marciales es la fuerza del oponente. Aquí es la fuerza de la situación.

 

VB: De hecho, antiguamente en las escuelas en China no daban este conocimiento a cualquiera.

 

JL: No, no, por eso, tenías que ser parte de la Iniciación. En China no hay duda porque se enseñaban en templos, pero  a mi una de las culturas que más me llamó la atención en esto es el Chamanismo y África, porque ahí no hay templos, pero igual, no te lo van a enseñar si tú no muestras digámoslo así, suficiente interés en la Iniciación y no en la técnica del uso de la No Acción que ellos manejan en cada lugar.

 

Hay distintos nombres al respecto. Algunos son más reveladores y otros más profundos y tienen más contenido también. Esta es una de las cosas que me enorgullece de este tema, y es que no existió antes -y lo sé porque me lo pasé buscándolo-,  no existió antes de que esta Escuela lo haga, la posibilidad de Metodizar las fuerzas de la No Acción y la Respuesta a cada Fuerza en cada situación, armándolo como es, como un Método. Reducir la cuestión a una técnica es tan problemático como no contar con la técnica.

 

Cuatro son las posibilidades que hay de usos y no hay más. Vamos a ver que Cristo, Mahoma, Gandhi, Pablo las usaron.

Pablo, -y esto es muy interesante porque prácticamente lo confiesa que esto se lo enseñó Cristo-, dice cuáles son, no le puso nombre, pero son las mismas que nosotros estamos ubicando.

 

Yo hoy traje bastante material para que una vez que se entienda la lógica entremos a esos casos si a ti te parece bien, que es lo que creo que más puede aportar en cuanto a que es un uso, pero el grave problema está en que esa Caja de Pandora dentro tiene los males y si tu la quieres abrir desde un estado humano es como el Prometeo que le fue a robar el fuego sagrado a Zeus y nosotros nos ponemos del lado del ladrón. ¡Es terrible! O sea, los humanos creemos que el que estaba equivocado era Zeus y que Prometeo era genial y era buenísimo. Cuando lo que está prohibido es que como humano trates de acceder a cuestiones divinas, no que quieras acceder, sino que tengas que interesarte en ti en ese camino hacia lo divino. Este es el fuego sagrado de Zeus, esta es la Caja de Pandora y tienes todos los peligros y todas las maravillas que se abren para quien abre esto.

 

VB: Solo dos cosillas. ¿Ese no sería el peligro de hoy en día en internet que se comparte tanto conocimiento que no se valora?

 

JL: Si. Completamente de acuerdo, lo has dicho perfecto.

 

VB: Está claro que mucha gente que sí, pero mucha gente que no.

 

JL: Por eso yo de este tema donde he tenido oportunidad de desarrollarlo anteriormente -y no  he tenido muchas lugares donde uno puede profundizar realmente en estas cuestiones-, prefiero abstenerme y en todo caso que el kharma recaiga sobre quien lo reduce a una técnica o cuestiones de ese orden,  donde se creen que el fuego puede ser alcanzado desde lo humano y no desde las transmutación a lo divino. O sea, Zeus no estaba en contra de que el humano acceda al fuego, si no que la condición de humano es lo que se le hacía en contra. Esto es fundamental entenderlo, este es ese fuego, que te puede incendiar o encender la vida. No depende del fuego, depende de quien use ese fuego.

 

VB: Antes has dicho una cosa muy importante para mi que no quisiera que pasara desapercibida y es  “el mínimo esfuerzo, máximo rendimiento”. Esto está en todas las leyes del Universo. Está en todas partes. Se estudió en física. Está en Iniciación, pero es lo contrario a lo que nos han enseñado. Es como que eso no vale. Lo que vale es esforzarse mucho para lograr un poquito. Es una locura …

 

JL:  Es genial esto que dices. Es una de las cosas que a mi al principio me destapó la cabeza en los viajes que te mencionaba al principio. Cuando yo quería por ejemplo con un Chamán, o con un hombre de Egipto de sabiduría, traductor mediante, y yo tenía que usar la palabra esfuerzo en todas pasaba lo mismo: no conocen la palabra. Eso que acá ponemos como lo máximo: esfuérzate, buena voluntad, fuerza de voluntad, sacrificio, años de lucha. No entienden de qué les hablas. Cuando yo después, les hacía un gesto con las manos haciendo fuerza para que me entendieran, me ponían unas caras horribles como diciendo : ”¿Eso es lo que ustedes hacen?”. (risas)

 

Lo que aquí nos parece lo máximo no solo no funciona allí, sino que las culturas con tradición Iniciática son las que ni siquiera pasaron por ahí. Así como es conocido que en Tibet no se conoce la palabra aburrimiento en su idioma y los chicos nunca se aburren. La palabra esfuerzo, sacrificio, esas palabras que aquí creemos que son méritos, directamente no existen en las culturas que han logrado los esplendores  que nosotros no podemos lograr por ese mismo motivo.

 

VB: De hecho creo recordar, de uno de esos videos antiguos que hice yo que sacrificio quiere decir hacer sagradas las cosas además.

 

JL: Claro, Sacro Oficio.

 

VB: Han agarrado la palabra y le han dado la vuelta.

 

JL: Es terrible. Así lo ubicó la iglesia. “Sacro Oficio”, o sea un sacrificio se supone que es sacro, que es sagrado. Y también vale recordar que es la raíz etimológica de “sarcófago”. O sea, te manda a la muerte, no es broma.

 

Por eso digo, de entrada, antes de abrir el tema, son necesarios estos minutos iniciales para que hagamos las cosas bien. Si alguien quiere coquetear con esto, que entienda que está aprendiendo golpes marciales que son muy peligrosos, que pueden lastimar mucho, que pueden causar mucho daño a si mismo y a los demás. Entonces, que se entrene en una lógica y en una filosofía marcial que en este caso es la Iniciación, una filosofía, una lógica, un paradigma nuevo que es para el cual, finalmente, estamos encarnados en esta nueva era.  Porque lo que yo pueda usar de las fuerzas de una situación, depende de lo que yo use de las fuerzas que en mí están. Ahí empieza el trabajo interior, ahí empieza El Camino Iniciático, esto es fundamental.

 

Mi psiquismo está todo el tiempo, mientras yo duermo, mientras estoy despierto, mientras intento despertar un rato; siempre está haciendo una fuerza hacia un lugar, siempre el mismo.  Cada psiquismo tiene cuatro lugares como máximo. Cuatro adondes, cuatro lugares a donde va. Esto se estudia en psicoanálisis, se estudia por igual en cualquier disciplina que quiera estudiar la mente humana.

 

Si yo no puedo usar en mi esa fuerza, cuando la quiero usar afuera, la está usando en mí,  mi ego, mi yo. Entonces lo que se obtiene es un caos, porque uno no entiende porque al final ocurrieron las cosas que ocurrieron. Pensémoslo así. Es como si yo quisiera mover un auto empujándolo y adentro hay alguien decidiendo, conduciendo para donde va a ir el auto. Dentro nuestro, nuestro psiquismo hace fuerza para determinados lados.

 

El entrenamiento para usar afuera las fuerzas tiene que ser en el escenario interior. Ahí es donde todo adquiere su perfecta dimensión de Viaje Interior, de Camino Iniciático y de ningún modo de reducirlo a técnicas, aunque la parte técnica está. Por ejemplo, yo puedo ver la técnica de Bruce Lee en artes marciales, pero si la quiero hacer sin entrenarme me desgarro, me rompo y nada más, es todo lo que logro.

 

De por sí viene bien recordar de entrada cómo se lo nombra en diferentes culturas, a esta potestad maravillosa que es aprender a usar las fuerzas de toda situación. De entrada, esto significa tener un interés muy marcado en desocultar cuáles son las fuerzas que hay en cada situación, porque esto te obliga a ver desde otros ojos y no desde los ojos cotidianos.

 

Tú antes mencionabas con precisión, las leyes físicas. Yo puedo decirte, también  el mundo físico responde a esto. La física lo estudia y le pone el nombre que todos conocemos: inercia. Ese es el nombre de esto en física. Pero la inercia no ocurre solamente en cuestiones físicas. Nuestra mente tiene una inercia, nuestros afectos tienen una inercia, nuestras convicciones tienen una inercia. Y esa inercia es la que hay que aprender a usar.

 

Antes hablábamos de África, allí este nombre -el de esta técnica-, directamente remite a su deidad más elevada: Olodumare.

 

– “Dumare”, sería No Acción, dicho en Ifá. Pero fíjate que para nombrar esta técnica tienes que nombrar lo divino. “Dumare” signifca “llega a todos lados sin moverse”, ahí tenemos No Acción, con una eficacia total.

– Pero “Olu”, de Olodumare, significa implicación.

– Y “Odu”, implicación en la ética.

 

Ya el nombre no te deja mucha oportunidad de moverte de un Camino. No puedes reducirlo a una técnica. Después viene el Dumare. Es Decir primero viene implicación: “Implicación en la ética y entonces llegarás a todos lados sin moverte: Olodumare”.

 

Ahí tenemos claramente, en África, en Ifá, en Babalawo, que al final de cuentas son el origen de todo esoterismo. Yo tengo que decir, esta palabra, tengo que seguir el Camino de Olodumare. Inclusive lo he visto con los africanistas, tu le dices el Camino de Olodumare y no entienden que remite  también a un Camino de No Acción. Es secreto hasta para ellos.

 

Lo mismo pasa con el Tao. En Taoísmo, esto que hoy vamos a hablar, se llama Wu Wei. “Wu” que se traduce comúnmente como Wu Wei: no acción, no significa “no” solamente. Es cierto que significa “no”, pero cuando el maestro en taoísmo te está diciendo Wu y grita;  no te está diciendo “no”, te está diciendo también vacíatey también te está diciendo “intégrate”. O sea se lo puede traducir como No Acción, también como Acción Total Integrada, y también Acción Vacía, que no es lo mismo que vacío de acción que sería no actuar. Gandhi fue un maestro que lo aprendió y no se puede decir que Gandhi no hacía algo, sin embargo lo que hacía era No Acción.

 

Acción Total es la mejor manera en que yo lo nombraría. Acción Total te pone en una posibilidad de entender que actuar hay que actuar, pero con referentes completamente diferentes que es el uso de las fuerzas que hay, lo cual no significa no actuar.

 

Yo en artes marciales no es que me quedo sentado y gané el combate. Lo que voy es a usar la acción de la fuerza que trata de aplicarse sobre mi en la situación. Ahí yo puedo usar esa misma fuerza para que quien viene a golpearme termine golpeado contra la pared. Ahora, yo algo tengo que hacer. Mi acción se complementa, se une, se integra con la de él, por eso es acción total. Y mi acción, a su vez, no persigue algo que no sea leer lo que ocurre en el momento y usarlo; por eso yo estoy vacío de acción, son todas las significaciones de Wu Wei.

 

VB: Quiero decir que yo fui practicante de Aikido, este vacío que es el desaparecer …

 

JL: El Aikido es eso.

 

VB: Desaparecer y usar la energía del otro.

 

JL: Si lo has practicado, sabes muy bien de qué se trata. Se arma realmente un sistema energético unitario en el que yo no puedo estar seguro de que yo esté actuando;   estoy usando fuerzas que no quiere decir que sean fuerzas mías, pero las estoy usando yo. Yo las tengo que dirigir.

 

En India, -vamos a verlo con Gandhi-, este es el Concepto del Camino por excelencia de la Purificación. Porque la palabra, conocida en occidente: Kharma, significa Acción. Y este camino en India se enseña, si logras que te lo enseñen, con el nombre de Akharma: no Acción, sin acción. Y Akharma significa a su vez, sin kharma, o sea Purificación. Volvemos a ubicar que de ningún modo puede reducirse a una técnica aunque ahora vamos a ver que sí tiene su técnica.

 

A tal punto es así que los Chamanes, en el Chamanismo Andino, esta es su técnica básica energética. Ellos lo usan energéticamente. A mi me pasó cuando el año pasado con Nicolás Pauccar, tuve el gusto de ir a las Tierras Sagradas de ellos, donde nunca habían ido ni los Altos Misayoc de ellos, con esta Enseñanza lograron llegar por primera vez. Está en la Página de la Escuela www.edipo.org. Subieron seis Alto Misayoc y bajamos siete de la Montaña. Tuve el honor de que me consideren Alto Misayoc por lo que ocurrió ahí arriba.

 

Ellos a esta Técnica la entienden como energetica nada más. Y desde el primer día que yo tuve contacto con ellos -hace veinte años atrás-, con Don Mariano Apaza, traductor mediante, con Juan Núñez del Prado en ese momento,  le pregunté mucho del tema este en particular. Ellos lo llaman Hucha Mikuy. Y Hucha Mikuy, como yo lo había leído en los pocos libros que habían del tema en aquel entonces -como el de Juan Núñez del Prado que por él me conecté en aquel entonces con los Q’eros-, era todo reducido a una técnica de energía. Y cuando yo le preguntaba a Juan, yo me daba cuenta que él no le preguntaba exactamente a Mariano Apaza.

VB: ¿El hijo o el padre?

 

JL: El padre. El hijo es Ivan. Son tres generaciones. Oscar Núñez del Prado, que murió hace más de 10 años. Juan que es con quien yo me conecte y ahora está Iván, el hijo. Mariano Apaza ya se murió, fue el que me dió la Unción del Hatun Karpay.

 

Yo me daba cuenta que Juan, que hablaba el dialecto de ellos, no me entendía; Juan no le estaba preguntando a Don Mariano exactamente lo que yo le quería preguntar porque no me entendía la pregunta y algo pasó que en un momento,  Don Mariano me habló en media lengua Española, porque él entendió que Juan no me entendía; conectó con Hucha Mikuy, usó la fuerza de lo que estaba ocurriendo. Y el me dijo: “No es solo energía”. Me lo dijo tal cual. Que es lo que yo le decía, esto no puede ser solo una técnica Energética.

 

Hucha Mikuy es usar la energía que hay en una situación. La energía que hay en una siempre densa. Si vamos a esperar lugares con energía refinadas nos tenemos que ir a vivir arriba de Machu Picchu. Hucha MiKuy es aprender a usar la Hucha, la energía densa de una situación. Aprender a digerir la energía densa. Pero esto reducido a un ejercicio energético no te sirve mucho. Te sirve el rato que te puede salir. Es como comer, al rato tengo que volver a comer.

 

Lo que ellos entienden -y Don Mariano Apaza me lo confirmó-, es que en toda situación hay que aprender a usar lo que densifica a la energía. Ah, por algo se densifica la energía y ahí es donde Mariano Apaza me explicó: “Bueno, no hay energía densa si no es en el ser humano”. O sea, los que la generamos somos los que tenemos psiquismo. Por eso es que, primero, tenemos que aprender a usar esto en nosotros. ¡Tiene una lógica total!.

 

Decir Hucha Mikuy es lo mismo que decir, Wu Wei, Akharma, Olodumare, ya de por sí es un avance enorme, porque cualquier persona que quiere estudiar alguna de esas disciplinas tiene una ventaja que yo no tuve hace cuarenta años cuando empecé; la ventaja de conocer los nombres con los cuales ya puedes conectar con la técnica con la que producen Magia. Insisto, si se quiere reducir a una técnica, no funciona. Pero otra cosa también es tener que buscar esa aguja entre los mil pajares que significa, por ejemplo, todo el hinduismo. Estos nombres son, -si tu los miras con las claves que hoy vamos a ver- lo que hacen (en estas culturas) para lograr Magia. A partir de ahí ya no pueden controlar una situación.

 

VB: Ahora tu estas hablando entonces no de usar la energía sutil para densificar, sino usar la densa…

 

JL: La densa para sutilizar, siempre. Y como energía densa entras a un banco y la tienes; a un hospital ni hablemos; a una Iglesia la gente va, sufre, llora, hay energía densa. En todos lados la tienes.

 

Ahora cuando en una situación tú quieres usar la energía densa es como querer sacar el agua del bote pero que siga entrando. Lo que Mariano me decía es “No, lo que hay que usar es qué es lo que está densificando a la energía”, y ahì es donde uno tiene la máxima afluencia de eficacia. Porque eso te va a exigir tener que en ti, no dejar que te densifique la energía densa y no sólo refinar la que ya ahí; sino no dejar que te lleve a ti a densificarte.

 

Una cosa es en un lugar tratar de ayudar y usar la energía densa que hay y otra cosa es no dejarte densificar tú. Lo otro es nada más que una técnica efectivamente. Esto es algo que en ti implica un trabajo. Que yo no me deje densificar en el banco cuando tengo que ir a pagar la factura por una deuda, no es lo mismo que usar la energía densa del cajero para que tome una corriente simpática conmigo.

 

VB: No dejarte densificar sería que esa realidad no te pueda absorber….

 

JL: Que no me pueda limitar, limitar en lo que quiero lograr en la situación y saber que lo voy a poder lograr respetando a la situación. Ahí entramos en tema. ¿Qué es respetar la situación? usando sus fuerzas.

 

VB: No ir en contra, sino aprovechando.

 

JL: Nunca vas al choque. Es algo genial, de entrada, en todas las disciplinas que estamos comentando en esta introducción, siempre te dicen,  recuerda que los otros van a ser más fuertes que tú. Listo, sácate esa mochila de piedras de encima.

 

VB: Mi profesor de Aikido me lo decía siempre, es más fuerte que tú, olvidate.

 

JL: Siempre el otro es más fuerte, el otro es mas grande, el otro es mas lindo, al otro lo quieren y a ti no, ¡listo ya está!, ahora tengo que usar esa fuerza. Si uno empieza así, te sacas la mochila de piedras. Mas cuando estas en un Camino Iniciático, que todos los demás que no están en ese Camino se juntan y te miran raro. Ya se que va a ocurrir. Tengo que aprender a usarlo en vez de pelearme contra eso.

 

Aprender a usarlo es reconocer que hay una lógica interna en la fuerzas. Y esa lógica cuando uno la devela empiezan a ocurrir confirmaciones que ves que, claro, no podìa haber otra porque había una lógica.

 

Los cuatro nombres -insisto con mucho cuidado en usar la palabra técnica- de las cuatro técnicas los aportó esta Enseñanza y eso es muy importante porque en cuanto tu ves los nombres no me hace falta explicarte mucho más. Ahí, después, las tienes que ver en acción. Es decir, lo difícil era llegar a entender  qué y lograr nombrarlo. Qué hizo Cristo en tal situación, que hizo Gandhi para liberar la India sin un disparo. Qué hicieron para que con tan poca acción visible externa, lograr tanto que dos mil años después seguimos hablando por ejemplo de Cristo.

 

Poder nombrarlas, ver cuántas son y ponerles el nombre ya eso es un gran avance. Es más, es todo el avance necesario, porque a partir de ahí uno ya enfoca: lo que tengo que usar es esto. Cómo usarlo no es lo difícil, lo difícil es qué es lo que hay que usar. No es lo mismo decirte, mira, tienes que lograr frenarle el golpe a decirte tienes que lograr desviarle el golpe. Ya el nombre que le puse me da una vía para el uso. Yo lo quiero frenar y si el otro es más fuerte que yo no voy a poder.

 

Las fuerzas de una situación lógicamente pueden estar, y cuando decimos lógicamente decimos en una lógica consistente, en términos de Peirce se estudian en el diagrama de Peirce, cada una de las situaciones corresponden a uno de los Cuatro cuadrantes (lo que trabajamos la vez pasada del tema puede ayudar mucho y si no se lo conoce ahora es una muy buena posibilidad de introducción)

 

¿Cómo puede estar en una situaciòn una fuerza?

 

FUERZA PASIVA:

Puede estar “pasiva”, no activada, no se sabe, nadie quiere nada, nadie tiene interés de algo. Yo quiero entrar a vender algo a un lugar, nadie tiene interés. No me quieren escuchar, nada, pero no es que están en contra, es que no tienen interés, que es otra cosa.

 

Eso significa un símbolo algebraico. Y esa álgebra la estudiaban los pitagóricos. Y esa álgebra pitagórica te explica por qué les interesaban ciertos temas que tienen que ver directamente con ese desarrollo acusmático, de escucha, que ellos hacìan para en una situación darse cuenta de cómo estaba la fuerza.

 

Un álgebra, primero puede estar Cero (0) nada, no hay interés de nada, no hay interés. No hay interés en lo que yo vendo pero tampoco hay interés en lo que el otro vende. No hay interés de escucharme, tampoco están en contra. Simplemente fuerza Cero (0). Esa fuerza es la fuerza básica de una situación. Corresponde a un cuadrante de los Cuadrantes en el Pierce, el de Cero, Imposible, no cesa de no hacer algo, no cesa de no inscribirse. Ese cuadrante corresponde a fuerza pasiva.

 

Antes de empezar a ver qué se hace con cada fuerza, entendamos cada fuerza y de ahí en más, ya está. Esto es como el ADN, una vez que entiendes las cuatro letras, ya está,  una vez que las entiendes todo lo que viene después son combinaciones de eso.

 

FUERZA ORIENTADA

Otra posibilidad es que la fuerza en lugar de cero (0), pasiva, esté “orientada” hacia algo. Claro, lo que más me convendría es que esté orientada a lo que yo quiero, eso ya es a lograr. Pero una fuerza no pasiva puede estar orientada.

 

Yo en un lugar quiero hablar con una chica y ella tiene la atención orientada hacia otro chico, eso es una fuerza orientada. Otro caso puede ser que esté ahí aburrida, nada, o sea fuerza 0. Yo entro a un lugar y quiero que compren tal cosa, y no están comprando otra marca, no mi producto, eso es fuerza orientada. Otro caso puede ser que no quieren mi producto, no están ni en contra ni a favor.  

 

Se tiene que detectar muy bien eso que se llama el Desde Donde de la situación.

 

Después vamos a ver cuando San Pablo, devela el uso de esas técnicas, lo devela abiertamente, he traído las citas para ver que lo revela en una carta que él envía. Se lo enseñò en Damasco Cristo a Pablo, y corresponde a esa época -posterior a la Cruz- que todos los testimonios son de que hubo encuentro entre ellos. Ahí con claridad vemos, que hay momentos donde Pablo tiene que utilizar una fuerza que va para otra religión, él la aprendió a usar, esta “orientada”; pero hay lugares en donde no tenían ningún interés en la religión, tenía interés en otra cosa, en salvarse de la esclavitud. Entonces, fuerza cero, fuerza pasiva.

 

Algebraicamente ahora yo puedo decir, Fuerza orientada hacia algo, esa es una fuerza más (+), ya tiene una direccionalidad, está en un campo positivo, en el sentido de que se mueve, hay un desplazamiento hacia algo. “Orientada” hacia algo.

 

Ya tenemos dos fuerzas.

 

FUERZA ACTIVADA PERO NO ORIENTADA

Esta es muy difícil de diferenciar al principio. Por eso si la digo bien, de entrada va a ser de mucha ayuda. Una fuerza orientada es hacia algo. Una fuerza activada es un interés latente pero que no logra dirigirse hacia algo.

 

Por ejemplo, “tengo ganas de salir pero no sé a dónde”. Eso es una fuerza activada. Otra cosa es “quiero ir al cine y mi esposa quiere ir al teatro”, bueno vamos a tener que hacer wu wei, vamos a tener que trabajar con la fuerza de la situación, si no gana el más fuerte. Gana el que en la situación, por motivos que no hacen a una lógica del uso de las fuerzas, ese día logró doblegar, nada más.

 

Entonces es muy importante entender: no tengo ganas de salir, fuerza 0 (cero). Tengo ganas de salir pero no sé adonde, ahí tenemos una fuerza que es más/menos +-, es una fuerza activada pero no encuentra direccionalidad. Una fuerza orientada sería, “sí, yo quiero ir al cine pero vos al teatro”; es una fuerza que no está solo activada, sino orientada hacia algo. Y una fuerza Contraria, también es posible. Directamente contraria: “Yo no quiero salir hoy y vos queres salir”, esa es una fuerza (-) negativa.

 

Cuando uno entiende estas cuatro no hay más, porque no hay más posibilidades algebraicas.

 

Reubiquemos:  Cero, más menos, más y menos.

  • Fuerza pasiva (0)
  • Fuerza activada pero sin orientación (+/-)
  • La fuerza está orientada claramente en una dirección (+)
  • Inversa (-) Directamente está en contra. Si yo entro a un lugar directamente no lo queremos escuchar, no queremos su producto. A Pablo le pasaba mucho esto.

 

VB: Digamos como que yo sea occidental y no quieran occidentales.

 

JL: Exacto, eso me paso en todos lados adonde iba y Argentino ni te cuento. Ya ahí hay fuerzas contrarias.

 

Cuando uno entiende que las fuerzas pueden ser (0), (+/-), (+) y (-) y que ya no hay otras, porque algebraicamente no hay otra posibilidad, puedes ir muy sobre seguro, porque es cierto, cuando uno aprende esto en una situación no puede haber una fuerza multiplicativa o una fuerza que divida, porque todo eso está dentro del universo algebraico. O son números negativos; o números positivos; o son números neutros, los que se llaman imaginarios; o directamente no hay números. Listo, ahí tenemos toda la lógica.

 

Ahora viene qué hago con cada fuerza.

 

Los motivos y las explicaciones por las que con cada fuerza hay que hacer lo que ahora vamos a ver, pueden llevar cada una de ellas un tiempo largo, a mi me llevo un Plenario Entero. El por qué ante la fuerza “pasiva” hay que hacer esto, por qué ante la fuerza “orientada” hay que hacer esto,  …. es de tal profundidad que si entro en una de ellas a explicar los motivos prácticamente todo el tiempo se va en la explicación solo de una de ellas.

 

Yo prefiero directamente -cuando tenemos un tiempo acotado, que te vuelvo a agradecer nuevamente-, explicar qué se hace con cada una, mostrarlo en diferentes ejemplos e ir entendiendo que sí, que funciona perfectamente.

 

VB: Una pregunta, ¿la resolución no sería un cruce como en Peirce?

 

JL: Siempre, pero esto lo que hace es desestancar la fuerza para que puedas cruzar. Tu estas diciendo, de un cuadrante hay que cruzar cuando se estancó, perfectamente; pero con esto lo que hago es poner en marcha el motor para llevarlo a donde yo quiero.

 

VB: ¿Para poder cruzar?

 

JL: Efectivamente. El modelo terminado de toda situación sería, wu wei de derivación. Porque “derivar”  la situación hacia lo que yo quería, eso sería lo mejor de todo. Derivación es una de las vías.

 

Las cuatro vías -son cuatro vías- que necesitan tener claro desde donde parten. Las cuatro alternativas en que pueden estar las fuerzas en una situación.

.

Ante cada de una de ellas se aprende como en artes marciales, que si viene el golpe a la cara hay que hacer un movimiento y automatizar ese movimiento. Si viene el golpe hacia abajo de la boca del estómago yo no puedo hacer el mismo movimiento, porque un golpe a la cara se esquiva fácil, ahora si se tira un golpe a la boca del estómago, la persona tiende a ir para abajo, se dobla, el golpe entró igual, aunque el movimiento es otro.

 

Hay una automatización, si bien insisto, esto es muy importante que quede claro, hay motivos algebraicos, físicos, marciales, psíquicos para que ante tal fuerza hay que hacer esto otro. Pero una vez que uno las pone en marcha es más fácil para comprenderlo. Hoy no voy a detenerme tanto en por qué hay que hacer esto ante esto otro. Voy por la vía al revés. Cuando se entiende qué es lo que hay que hacer ante cada fuerza es más fácil ir vislumbrando por qué era esa fuerza. Mi experiencia me indica que es mucho mejor ir por esta vía.

 

QUÉ HACER CUANDO LA FUERZA ESTÁ EN CONTRA

Ante una fuerza que está “orientada” pero al revés, tenemos signo menos, eso que decimos fuerza “inversa”, fuerza en contra. Para una fuerza en contra, algebraicamente yo qué tengo que lograr, otra fuerza en contra. Esto es “lo similar cura a lo similar”: menos por menos es más. Ley que se ubica en homeopatía aunque es muy anterior.  Por eso ante una fuerza que está contraria a mi, yo tengo que invertir. Inversión ante fuerza contraria.

 

Hoy que estoy en Barcelona que teníamos que hacer esta charla, pase por el estadio del Barça y me acordaba de Messi que hace poco acaba de perder otra copa América siguiendo, exactamente, la secuencia que hace ya cinco años Rafapal tuvo la amabilidad de subir a Internet cuando yo expliqué por qué Messi erra los penaltis que erra, por qué Messi pierde los partidos que pierde. Él sigue una lógica de letras que es la que yo estudio en todos lados y hace cinco años que está en internet. No hizo más que cumplirse lo que ahí ubique.

 

Ahora, otra vez las letras de la madre se las encontró en la final contra Chile y él desapareció otra vez, tiró el penalti afuera.. Si hay algo que hay que decirle a Messi es que fue un maestro en el uso del wu wei que hizo, aunque él no lo sepa. Él acaba de perder la copa de América, horrible, jugó espantoso el último partido. Cuando de verdad se lo necesitaba, cuando de verdad tenía que ser necesario, desapareció, tiró el penalti afuera. Todo tal cual como cinco años atrás se desocultó. Insisto está colgado en Internet.

 

Para quienes estén interesados en obtener más información

https://www.youtube.com/watch?v=NBkaCqKjpjI https://www.youtube.com/watch?v=tSZEEj8izZ4

 

Sin embargo, ya en Argentina no le tienen más paciencia a Messi con la selección porque no gana nunca nada. Cuando tiró el penalti afuera, el murmullo en el público y después el silencio, ya anticipaban lo que venía: todo iba a caer sobre Messi. Él sale del vestuario, y dice que se retira de la selección (risas). En Argentina ya no se habla más de que perdimos la copa América, se empieza a hablar de si Messi va a seguir en la selección o no. Eso es wu-wei, aunque él no sepa.

 

La fuerza estaba “inversa”, y él la usó al revés. A la fuerza contraria a él, él puso inversión. Invirtió, en lugar de “voy a seguir…”; “no voy a seguir en la selección”. Invirtió lo que él hubiera dicho, o decía, o estábamos acostumbrados a escucharle.

 

Esa fuerza de inversión, produce algebraicamente positivizar la situación. Entonces, en Argentina se armó lo que se llama un “banderazo”: la gente sale a la calle a decir “por favor, no te vayas, …” . Menos por menos, más. Puso la situación positiva, donde se le venía la noche más amarga. Menos por menos, más,  significa que ante fuerza contraria, hay que invertir.

 

VB: Ahora me doy cuenta que yo he actuado sin darme cuenta eso. Alguna vez he llegado tarde y antes que mi padre me pegue la gran bronca, he dicho “me voy” … y automáticamente “¡cómo te vas a ir!”

 

JL: Exacto. Tú sabes que has hecho algo mal y que te van a decir de todo. Llegas a la situación y dices: “quiero decir que soy una porquería, soy la peor…”; “bueno no es para tanto..:”. Si tu te das cuenta, eso sigue una lógica. Cuando uno entiende que ahí hay una lógica, la empieza a reconocer en la vida cotidiana. Estoy partiendo de la peor situación posible, una situación donde todo está en contra, y tú te pones en contra de tí mismo. En cuanto te pones en contra, ya empieza a ponerse en marcha que cuanto más en contra está lo otro, más va a ocurrir que el signo menos que tu pones, usa esa fuerza y transforma en positiva la situación.

 

Este menos por menos, más, es lo que hace que alguien de pronto, en una situación como fue el caso de Cristo, que lo estaban directamente por tirar por un barranco, tenía todas las fuerzas opuestas. En una sola frase puede ubicar el dar la vuelta a toda la situación porque dijo: Mataréis al hijo del hombre pero no mataréis al padre”. O sea, me pueden matar a mí, no hay problema. Entiendes que se puso en contra de él mismo. Esto está en los Apócrifos. Cristo ahí se puso en contra de él mismo y lo soltaron en lugar de tirarlo por el barranco cuando lo iban a tirar por el barranco.

 

Después retomamos con ejemplos muy concretos. He traído ejemplos de Cristo del Manuscrito del Mar Muerto, ejemplos del discurso con el que Gandhi encendió la liberación de la India. Él lo logró con un solo discurso, es alucinante. Gandhi tenía un maestro, Vinova, tan bien usaba Vinoba el wu wei, que sabía que iban a meter preso a Gandhi y él se hizo meter preso antes, lo esperó en la cárcel para enseñarlo, lo tuvo durante un año, dos años, tres años en la cárcel donde pudo enseñarle las leyes de la no acción. Al salir de la cárcel Gandhi, era el maestro que todos conocemos. Cuando entró era un abogado encendido pasionalmente y nada más, cuando salió de ahí, aprendió esto. Vamos a ver cómo lo usó, en un solo discurso, las 4 formas de wu wei todas juntas. Lo más maestro es ir usándolas combinadas. Yo ahora te estoy empezando a mencionar cada una pero, vamos a ver que Cristo las usaba combinadas, Pablo las usaba combinadas, Gandhi las usaba combinadas.

 

VB: Y sabes lo que haces claro, no por chiripa…

 

JL: Claro. Viene de tal forma la cuestión, y desde tal fuerza tengo que usar tal fuerza. Este ejemplo de  Messi nos ayuda mucho, porque es una de las más difíciles de entender siempre. Que ante lo negativo, con lo negativo se transforma en positivo. Es un ejemplo tan fresco, tan actual, y en este lugar tan representativo de Messi me pareció genial aprovecharlo porque lo hizo muy bien. Ya nadie se acuerda que perdimos la copa América y el tema es rogarle a Messi que siga.

 

Ante fuerza negativa, fuerza negativa. Entonces, ante fuerza inversa lo que hago es, yo me pongo inverso a lo que quiero. O sea, ante fuerza contraria, inversión.

 

QUE HACER CUANDO LA FUERZA ESTÁ ESTANCADA

Cuando la fuerza de la situación, directamente está “estancada”, nos volvemos a encontrar con lo mismo, “lo similar cura lo similar”: ante la indiferencia, la indiferencia. Eso se llama, “semblanteo”. Entonces tenemos hasta ahora 2 de los 4 nombres.

 

–  La primera: “inversión” ante fuerza contraria.

– La segunda: “semblanteo”. Yo tomo el semblante de la situación, me transformo en un espejo de la situación. Es más, me puedo anticipar a la situación y saber que en tal lugar va a ocurrir tal cuestión porque van a ponerse de tal modo, y yo ya entro con ese mismo semblante. Les gané yo el lugar. Sé que van a estar en contra, entro yo en contra.

 

Esto se hace mucho en las negociaciones en las empresas. Cuando el empleado va a tener una reunión de delegados con los presidentes, los presidentes aprenden esta técnica, lo aprenden como técnica de marketing aislada y lo que hacen es que se anticipan, semblantean: “Bueno, menos mal que vinieron, tenemos que hablar porque la empresa está en serios problemas, no hay ganancias”. El otro iba a pedir un aumento, ahora sale pensando “Ay ojalá no cerremos”. Le semblanteó la situación, cuando la situación no va ni para adelante ni para atrás.

 

Esto es muy claro en algunos claros clínicos, en la histeria es muy claro. La histeria siempre juega a la indiferente, a la indiferencia, y lo que no soporta la histeria es la indiferencia. Cuando la histérica se encuentra con alguien indiferente ante ella, ahí desaparece la indiferente. Ahí es donde efectivamente quiere que la atiendan. Lo similar cura a lo similar ubica que ante la fuerza 0, semblantear esa fuerza. Es decir, el desinterés ante el desinterés.

 

Esto se ve muchísimo en la historia de las Iniciaciones. Cuando el discípulo se pone denso, empieza a decir  “que no quiero…que no quiero….” el maestro no le quiere enseñar más: “No te enseño más. Te vas”. Ante fuerza 0 -”no quiero más”-, se clava, se pone pasivo. Ante eso el maestro le responde “yo no quiero enseñarte”. Ese juego sigue esta misma lógica.

 

Tenemos ahora: fuerza pasiva, semblanteo esa fuerza, me transformo en un estanque de agua que refleja lo que hay enfrente, si lo que está enfrente no tiene viento, por eso tiene que ser ante fuerza pasiva.

 

QUÉ HACER ANTE UNA FUERZA ACTIVADA

Si tiene viento ya tengo que usar otra cuestión. Si el viento va hacia un lugar determinado, es decir, si la fuerza está activada pero no va hacia algún lugar en particular, yo ahí tengo muy ventajoso todo, porque tienen ganas de algo pero no saben de qué. Entonces eso se llama “derivación”, es la más simple de todas. Es como que alguien dice “tenemos ganas de salir, entonces vamos a tal lugar”. Hay dinero flotante en el mercado, yo ubico un producto y compran eso. Eso se llama derivar cuando la fuerza está activada pero no orientada. Cuando la fuerza está contraria a lo que yo quiero, yo invierto.

 

QUÉ HACER CUANDO LA FUERZA ESTÁ ORIENTADA

Me queda la que es más difícil de todas, incluso más difícil que cuando es contraria: cuando quieren otra cosa. Cuando directamente -no es que están en contra de lo mío, ni que no me dan lugar, fuerza pasiva o fuerza contraria, o que en realidad tienen la fuerza activada y yo pongo la mecha y se enciende-, sino cuando quieren otra cosa. Ahí es donde se pone en juego, una de las leyes más cercanas al Aikido. Cuando algo está orientado, se llama fuerza orientada, ya no es activada solamente. El adolescente está con que quiere tal cosa y no lo vas a mover de ahí y cuanto peor le querés poner, peor se va a poner, y si quiere a tal noviecito y tu le dices “ese no” va a ser mil veces peor. Entonces, ante la fuerza orientada, todo lo contrario: hay que estimular. Que vaya hacia eso, que se canse, que lo agote. Ahí va a querer otra cosa. Acá entran muy bien las Leyes del Tao, del I Ching.

 

Toda fuerza tiene dos posibilidades, las dos posibilidades derivan en la misma cuestión, el uso de ellos. Explicamos esto, y ya vamos directamente al uso de estas cuestiones.

 

Toda no acción parte de entender desde donde viene y adónde va la fuerza que está en una situación.

 

Siempre va a ir hacia colapsar y generar algo opuesto a eso mismo. El I Ching en el Taoísmo lo enseña con total claridad: más tarde o más temprano una línea muta en su opuesto, lo que hay es que tener la claridad tal para entender en qué situación está, esto que decimos, cuál es ahora la situación de esa fuerza y la mutación en su opuesto, por qué pasos va a darse.

 

¿Por qué eso es así? No se puede entender por qué toda situación finalmente muta en su opuesto, y yo con wu-wei entonces puedo llevar hacia ahí, hacia la situación y usar esa fuerza si yo sé hacia donde va el viento, yo puedo poner la vela de manera tal que por saber hacia donde va el viento, puedo aprovecharlo para que haga el ángulo de giro y pueda llevarme hacia donde yo quiera, usando la fuerza de la situación. Funciona porque la fundamental de todas las premisas para usar la fuerza de una situación, es entender eso que tú mencionabas de entrada -y que efectivamente también está en lo físico-,  toda situación trata de mantener el estado anterior. Esto es fundamental entenderlo. Cuando uno entiende esto, entiende también la inercia.

 

Cuando arrancas un coche, el auto va hacia adelante, y tú vas hacia atrás. Quiere ir a lo anterior, el universo manifiesta fuerza hacia atrás, que quiere decir hacia lo anterior. Cuando yo quiero frenar el auto, me tira hacia adelante, otra vez lo anterior, aunque ahora la forma es hacia adelante. No hay que confundirse con la forma. Es hacia atrás temporalmente, no geográficamente. Esto es muy importante entenderlo.

 

Cuando uno entendió esto, tiene la llave para usar los 4 wu-wei de entrada, todos juntos. Por qué así funciona el universo, no solo lo físico. Yo quiero entrar al mar, ¿para donde es la fuerza? para afuera. Cuando yo quiero entrar es difícil entrar, las olas me tiran para afuera. Cuando uno quiere entrar tiene que vencer las olas, porque sigue la misma ley que es que quiere lo anterior. Estás afuera, el universo te usa una fuerza hacia lo anterior. Ahora yo logré entrar y cuando quiero salir, es difícil salir. Lo anterior ahora se transformó en estar adentro del mar y ahora lo difícil es salir.

 

¿Qué sigue? ¿Un caos? No, ese caos está ordenado. Siempre me está mostrando algo: el universo me manda una fuerza para mantenerme en el estado anterior. Si lo anterior es estar en la arena, cuando yo voy a entrar al mar la fuerza es hacia la arena. Si ahora yo me quedé en el mar, cuando quiero salir, lo anterior es estar en el mar. Ahora el universo me manda una fuerza para mantenerme en el mar. Listo, tengo la clave. En toda situación, si yo logro mantener una franja de energía, el universo va a querer eso. Pensemoslo. Uno no se da cuenta de la puerta que abrió cuando abrió esa puerta. Pensemoslo.

 

Cualquier cuestión que yo le ponga a mi cuerpo o a mi psiquismo, si yo logro mantenerla, después la va a querer. Eso es fundamental, porque la persona empieza con que: “no, ir a correr no, ir a hacer gimnasia no…” Quiere lo anterior, lo anterior es “no hacer”. Ahora, tú viste lo que pasa cuando van, empiezan a hacerse cada vez más fanáticos, se sienten mal cuando no van a correr. Quieren lo anterior. Claro, en el medio es mi acción.

 

Yo tengo que lograr mantenerme la cantidad de tiempo suficiente hasta que el universo anota esa fuerza. Cuando el universo anotó esa fuerza, ahora por inercia el universo va a querer lo que antes repudiaba. Así como ahora salir del mar es difícil, aunque antes repudiaba mi entrada al mar el universo. Yo ahora empiezo a comer comida sana. ¿Viste lo que pasa? El día que no comes comida sana, ¡chao!. En iniciación, digamos así, las dietas son de lunes a viernes. Sábado y domingo es más libre y el domingo a la noche pides “¡dieta, por favor!”, pides piedad. Quiere decir que tú que no quieres la dieta, a nadie le gusta de por sí, llega un momento en el que tú estás pidiendo el estado anterior, el de esa salud.

 

Entender esto permite en toda situación, de antemano, decidir a donde va ir el viento. Eso es Magia. Porque yo sé que va a ir al lugar en el cual se mantiene lo que yo mantenga. La diferencia es si me lo mantuvo el psiquismo con su inercia o me lo mantiene el otro, va a ir hacia ahí. No elige el universo, va hacia el status quo. Lo que está lo trata de mantener.

 

Hay un dicho genial que tenían los griegos y que luego lo tomó un filósofo cristiano y se hizo pasar como que era de él el dicho, pero es un dicho de los griegos: “Cuando uno no vive como piensa, termina pensando como vive”. Es eso. Si yo logro mantener un cierto pensamiento, mi universo va a ir hacia ahí. Pero si yo empiezo a hacerlo lábil, a ir para cualquier lado, el universo no toma instrucciones. Ahora bien, entonces empiezo a vivir de otro modo, empiezo a vivir no como yo quería, termino pensando como viví.  Si yo vivo como un sucio, termino pensando que soy sucio; en forma inversa, si yo me mantengo en suficiente interés por la limpieza, al principio me va a costar, pero inmediatamente -lo de inmediatamente depende de cuánto se entrena uno-, me empieza a molestar el mal olor de la casa porque hoy no limpie. Quiere decir que el universo busca el estado anterior.

 

VB: Esto es curioso porque mi hija que tiene dos años y medio, primero cuando entraba al váter no le molestaba el olor, y cuando todos empezamos a decir “uy, que peste” y lo tomó ella como una dinámica, es decir lo normalizó, ahora se va diciendo “esto es horrible”, y antes no notaba nada. Lo aprendió y lo mantuvo en el tiempo lo suficiente.

 

JL: ¡Claro! El estado anterior es que efectivamente no le molestaban los pañales sucios porque al niño no le molesta ese olor, le molesta a todos los demás, al niño no. El estado siguiente, cuando puede ir al váter, ves que busca lo anterior, que no le moleste; después le empieza a molestar. Esta clave es fundamental porque te permite entender que es solo cuestión de presencia, de sostenerse y que tu psiquismo va a tomar como franja de repetición, lo que tú le hayas puesto.

 

VB: A pesar de que parezca una locura.

 

JL: Exactamente, ¡es sensacional Con en esta cuestión ya – de entrada-, estás usando la no acción, entiendas más o menos la parte técnica. Ahora vamos a ver que eso es lo que hizo por ejemplo Gandhi. Gandhi les metió un interés que era dificilísimo, pero él se sostuvo, se sostuvo, se sostuvo. Al pasar el tiempo, eso fue lo que le interesó a la índia. Hasta (que llegó) Gandhi, interesaba usar productos ingleses, cuando Gandhi se mostró no usando productos ingleses y logró mantener una franja de tiempo, esa franja de tiempo es la que corresponde a tu Viaje Interior;  porque ahí en tu interior también el psiquismo te trata de llevar a lo de antes. Toda innovación, entra cuando deja de ser innovación; y deja de ser innovación cuando ya se produjo esa franja que la busca el psiquismo, como lo anterior,  ¡busca lo anterior!

Si lo anterior te lo pone el jefe, el psiquismo, el país, vas a ir hacia ahí. Si lo anterior se lo pones tú a algo, va a ir hacia ahí también. No es que elije el universo.  Esa clave genial, es sensacional para entender que efectivamente no hay situación que no repita lo anterior. Entonces mantengo todo hasta que en la situación tomo como anterior a eso. ¿Viste qué pasa en los equipos de fútbol? Se acostumbran a perder, toman eso. Viene algún técnico nuevo, trata de ponerlos en algún tipo de arenga en “son ganadores” y empiezan a ganar (risas). Buscan lo anterior.

 

VB: Hablando de argentinos, aprovechando la ocasión, (risas de ambos) pues claro, por ejemplo Simeone en el Atlético de Madrid ha hecho eso. Es el eterno perdedor el atlético de madrid y Simeone ha dicho “no, aquí ganamos…”.

 

JL: Exacto, él entra con el cartel de ganador, y empiezan a buscar eso. Esta clave, es todo el wu-wei en una sola cuestión, pero me falta el otro extremo.

 

Ahora pensemos, si el universo tiende a repetir lo anterior y todo depende de que yo lo mantenga, para mantenerlo con inversión, con estímulo, con derivación, con semblanteo, con las cuatro que decíamos antes. Yo mantengo, usando con el mínimo esfuerzo de mi lado, esa franja de tiempo que es la franja de tiempo donde todo trata de que  se mantenga como estaba. Si yo logro mantener eso, se va a mantener como lo puse yo porque “el como estaba”, pasa a ser lo que yo puse. Esto está claro.

 

Te acuerdas en Nueva York, que hubo un personaje que proclamó “Vidrios cero, rotos”, se trataba de que no se puede ver un solo vidrio roto en toda la ciudad. Porque él decía, si los coches abandonados en la calle tienen vidrios rotos y las casas tienen vidrios rotos, la gente toma ese patrón. Lo primero que vamos hacer es prohibir los vidrios rotos en todos lados. La ciudad empezó a estar cada vez más limpia. Le dió un patrón de modelo, y comenzó a repetirse eso.

 

Esto precisamente nos permite con certeza entender que, yo ya puedo regular una situación sabiendo que, hay una frase muy poderosa que decían los griegos: “el tiempo será tu aliado”. Si tu te mantienes, indefectiblemente va a ir hacia ahí. Lo difícil es ese inicio, y ahí es donde más tengo que usar las 4 técnicas de wu-wei, para ese tiempo inicial.

 

Alejandro Magno les hizo creer a todos lo griegos que él como macedonio, él era el que ganaba y empezó a ganar. Napoleón hizo lo mismo y funcionó. Cuando se produce y se establece eso, se busca eso. Las cuatro vías de wu wei son para lograr establecer eso, pero una vez se establece, aunque eso sea nuevo, cuando deja de ser nuevo, el psiquismo lo busca como patrón de repetición. ¿Esta parte queda clara?

 

VB: Creo que sí, porque realmente estas 4 situaciones de las que hemos hablado ¿Se pueden ubicar en cada cuadrante de Peirce?

 

JL: Claro, exactamente, así es.

 

  • La fuerza estancada, es el cuadrante del imposible. Por que no cesa de no haber fuerza, no cesa de no escribirse.
  • La fuerza activada, que quiere ir hacia algo pero no sabe donde está, cuadrante de lo posible. La fuerza está positiva, se mueve, pero no está orientada.
  • La fuerza orientada hacia más una cuestión, que era el de abajo a la izquierda, el contingente. Ahí tenemos el cuadrante más uno, el cuadrante de la fuerza que está orientada,
  • Y el negativo, recuerda que estaba el cuadrante del al menos uno, ese es el cuadrante de lo negativo.

 

Exactamente, muchas gracias por recordarlo porque lo había pasado por alto.

 

VB: Nombrar que en el programa que hablamos de Peirce, había un fallo en el mapa, era un mapa que estaba realizado por alumnos y no había pasado por tu supervisión. Entonces lo que haremos será ubicarlo en este vídeo en algún momento …

 

JL: Perfecto, porque cada vez que yo termino de dar un tema, como el Bardo Thodol, las Upanishads, el Zen, la Cuántica, yo después, cuando termina ese año, muestro en Peirce cuál de cada uno de esos conceptos que trabajamos va en cada cuadrante, y entonces te enseña a detectar cualquier cuadrante en cualquier situación, cada vez con más referentes.

 

Nos faltaba una sola cosa antes de entrar en los ejemplos que serían de usos.

 

Si todo tiende a repetir la situación anterior, entonces no pueden haber cambios nunca. Entendemos ahí la ley de mutaciones: el universo se encarga de que eso colapse, de que llegue un momento en que aunque quieras ya no lo puedas sostener más. Entonces hay que entender que todo tiende a repetir lo anterior, pero hay un momento en que colapsa, y yo ahí tengo que mirar que ahora va a invertirse la situación, por eso tengo que usar esas 4 vías. Porque hay un momento en el que por tanto repetirse, se estanca. Ahí ya empezamos: fuerza estancada. Empezamos a ver eso. Es cierta la repetición, cada vez quiere comer más por el simple hecho de que está comiendo porque tiene hambre, pero llega un momento en el que no puede más, se estanca.

 

Entonces hay que entender que, el mismo hecho que hace que el universo busque el estado anterior, hace que más tarde o más temprano, necesite mutar. Yo tengo que estar totalmente atento en la situación, porque si yo no detecto que ya está mutando porque se está estancando la energía, yo voy a creer que va a seguir repitiendo lo anterior y ahora ya no puede repetirlo porque sencillamente, la energía no circula más.

 

Esto es fundamental entenderlo, porque son los momentos a los que tratan de llevar los Iniciados. Tratan de llevar a que colapse, a que no se pueda repetir más lo anterior.

 

Cristo trató de saturar a los hebreos, saturarlos de los romanos. Trató de que se sientan mal de ser esclavos de los romanos, cosa que no ocurría. Para los hebreos, Roma era algo así como un reaseguro. Tenían los problemas de Roma, pero se ahorraban los problemas de todos los de alrededor. Los que no estaban bajo Roma, eran parias, eran hijos de nadie. Saber que estabas bajo Roma, había que aguantarse al César, pero no les atacaban  todos los demás imperios. Preferían darle tributo a uno solo y no que cada año era un loco nuevo que aparecía.

 

Cristo los saturó, los colapsó, les hizo que sea un problema estar cómodos bajo el César. Dad al César lo que es del César pero, es un problema que usted anden con monedas en el bolsillo con la cara del César, tanto no les molesta, por eso ya que tienen esas monedas, dénselas al César. Les lleva a que colapse, porque sino querían lo anterior. Cuando no eran esclavos de Roma, no querían ser esclavos de Roma; como cuando fueron a Egipto, no querían ir a Egipto, pero después no querían salir de Egipto; y después no querían dejar de ser esclavos de Roma. Ahí, si veo que están todavía repitiendo lo anterior, para que efectivamente pueda cambiar lo que necesito cambiar o quiero cambiar, necesito colapsarlo primero y para colapsarlo tengo que usar esas fuerzas, Es toda una lógica del desde donde y del adónde de la situación.

 

Visto esto, ahora yo te propongo de entrada, porque creo que una vez que uno le empieza a detectar la lógica maravillosa que esto tiene, uno lo quiere ver en acción. Viene bien, yo en esto no quiero forzar las cosas, yo voy a ubicar un par de parágrafos donde Cristo está usando claramente No Acción, no te olvides que Cristo había estado en la India, y en la India se aprende Akharma, aún hoy se aprende akharma y se aprende desde todos los tiempos. Te contaba lo de Vinova, Gandhi. Esto es así.

 

Traje un par de ejemplos de Cristo de la Biblia Canónica, para que veamos qué usó ante qué fuerza, después de Pablo, después de Gandhi y después de los Manuscritos del Mar Muerto, ya de un Apócrifo, porque ahí está mucho más desarrollado, está más puro, no fue tan reducido a una frase.

 

Es muy interesante ver que Person, decía literalmente: “Pablo usa continuamente la terminología de sus opositores, eso es una técnica que aprendió. Pablo usa la terminología de sus opositores, y la usa en contra de ellos”. Ahí te das cuenta; “semblantea”, usa la misma terminología; “invierte”, la pone en contra del otro; “estimula”, usan esa terminología y él la estimula, para “derivar” a lo que él quería, a Cristo.

 

En ese solo hecho, aunque todavía no entramos a verlo puntualmente tal y como lo decía Pablo, Person ya está ubicando: “Pablo tiene una técnica. En algún lugar la aprendió”. Esto lo aprendió de Cristo en Damasco. Pablo cuando el otro usaba una terminología, le usaba la misma terminología en contra. ¿Qué es eso? Las cuatro juntas.

  • Le está semblanteando, le está tomando el formato por la vía de la terminología del otro.
  • Se la está estimulando, no le está diciendo “no me hables en esos términos”; no va al choque, se la estimula.
  • La deriva hacia donde él quiere.
  • Y termina opuesta al otro.

 

Esto son las cuatro juntas.

 

Del mismo modo, hay otro historiador, Trucker Grey, que aclara, esto es muy importante: que Pablo usaba la palabra “perfectos” -igual que Cristo en los Apócrifos-, y “perfectos” para ellos significa Iniciado.

 

O sea, hay que entender que a nosotros nos resulta raro -Iglesia mediante- hablar de que Pablo usaba técnicas de Iniciación que son estas, esotéricas, pero entre ellos las nombraban así. De hecho ya que estamos, aprovechemos a ubicarlo, los que no eran perfectos para Cristo eran los niños. Eran o “perfectos” o “niños”. Cristo cuando dice  “dejad que los niños vengan a mí” está diciendo “dejad que los iniciados vengan a mí”. Esto es lo que ubica este historiador Trucker Gray. Es decir, o tu eras iniciado o eras un niño al que había que enseñarle a vivir. Los perfectos eran los esotéricos, claramente. Y estos por lo tanto aprendían esas técnicas.

 

O sea que Pablo, ahora lo vamos a ver cuando llegamos a la Carta de los Corintios, él les dice yo uso esto ante tales situaciones y esto otro ante estas otras situaciones. Pablo era un tipo cultísimo pero brutisimo, al mismo tiempo. Muy culto porque había tenido una educación muy formal, pero muy bruto, muy duro de entendederas.

 

¿Dónde aprendió eso? Eso no lo enseñaban los romanos,  eso no lo enseñaban los hebreos, eso se enseñaba en la India. Y Cristo había estado en la India. Y este es el Pablo de la Carta Primera a los Corintios. O sea, es el Pablo de después de encontrarse con Cristo en Damasco. Ahí aprende esto.

 

Escuchemos, creo que puede ser muy interesante:

 

Cap. IX de la 1ª carta a los Corintios. Pablo dice con claridad, lo reconoce ante la familia de Cristo, estaba la familia de Cristo y los Discípulos. Pablo era de los discípulos y la familia estaban opuestos (Pedro, María) a Pablo y Magdalena, se habían formado dos bandos clarísimos. Es así, hay un montón de Apócrifos, no hay duda. Esto lo he trabajado en la Historia Oculta de Cristo, en la Enseñanza Oculta de Cristo Pre-Cruz y en la Enseñanza Oculta de Cristo Post Cruz.

 

Pablo ahí da cuenta de que Cristo le enseñó unas técnicas muy concretas. El dice:

 

“Sí señor, en efecto siendo libre me hago pasar por esclavo para ganar al mayor número posible … “

 

Ahí tenemos fuerza de “inversión”. Se  hace pasar por lo opuesto ante el esclavo, fuerza pasiva. Ahí empieza a armar: el esclavo se le oponía a él cuando él quería darles una religión, se le oponían, y él “invertía”, les decía “yo también soy esclavo”, pero mi esclavitud es de otra  (manera). Aquí está reconociendo que él usa una técnica que ante los esclavos me hago pasar por esclavos.

 

Y continúa,

Me hice judío con los judíos para ganar a los judíos” Están orientados, se los estimuló.

 

Ante el judío él no se hacía el esclavo, se hacía el judío. Aunque no tenía en otros lugares problema en hacerse de otras deidades.

 

“Me sometí a la ley con los que están sometidos a ella, aunque yo no lo estoy; así gano a los que también están sometidos a la ley”.

 

VB: Aquí le llamarían de todo hoy en día.

 

JL: Esto que le enseñó Cristo hoy le dirían “es mercantilista, se vende a cualquiera”  … Esto es lo que aprendía y uno lo tiene que entender, tuvo una eficacia espectacular. Dos mil años después lo que hizo Pablo es lo que se llama la Iglesia. La iglesia no la generó Cristo.

 

VB: Quiero entender que, al margen de lo que hizo Pablo, que obviamente eso no se hace mintiendo. Se hace acechando, haciendo ver que es sin mentir.

 

JL: No, por eso empezamos por el camino interior, donde él puede perfectamente usar esa fuerza pero siempre a favor de lo que él quiere.

 

VB: Claro.

 

JL: O sea, en realidad hay una fidelidad absoluta. Comprendes que lo que está usando es la forma, pero no es que ante los griegos se hace griego, ante los hebreos se hace hebreo, es la forma que toma para Cristo. Entonces es una eficacia total para una fidelidad absoluta, por eso empezamos por ahí.

 

Tu mismo me tranquilizas con esto que dices porque si no, claro, esto podría ser la Caja de Pandora. Cualquier cosa.

 

VB: Es interesante ir recordando que no estamos hablando de lo que hacen los políticos hoy en día, aunque usen técnicas.

 

JL: No.

 

VB: Se trata de usarlas así, sin entrar en el engaño.

 

JL: Claro, la gran diferencia es que lo que usan hoy los políticos no coincide con lo que dicen. Y Pablo tenía prohibido decir una cosa y hacer otra.

 

Partimos de lo que llamaban los griegos el “Ethos”, la unión del dicho y el hecho. Ethos es el origen de la palabra Ética que, cuando Aristóteles inventó la política porque la inventó él, la apoyó basada en el Ethos. O sea, el inventor de la política fue Aristóteles, pero cuando él le dejó a su hijo, a Nicómaco, -de todo lo que él inventó: la Política, la Ciencia, la Lógica … todo eso se inventó en la Iniciación de Aristóteles, un Iniciado llamado Aristóteles inventó todo eso y a su hijo no le deja Ciencia a Nicómaco, Política a Nicómaco, no le deja Lógica a Nicómaco … – le deja “Etica a Nicomaco”, así se llama. Porque todo lo otro funciona apoyado en esto. Y la Ética es el Ethos, y el Ethos es hábito o habito … Ethós o Ethos.

 

Hábito: yo hago las cosas por hábito, como los políticos roban yo robo.

Habito: yo habito, estoy presente en lo que digo.

 

Los jurados griegos tenían un gorro (en forma de cono), esto era un cruce, cruce del dicho y del hecho. Para ser juez tenía que ser alguien que estaba bajo eso, el cruce del dicho y del hecho. Hoy dicen que van a hacer una cosa en campaña y después hacen otra, no podemos compararlo con esto.

 

De hecho Pablo decía lo que hacía, lo está diciendo, yo ante estos hago esto, ante estos otros hago esto otro, y se lo enseñó el Maestro. Lo que pasa que la Iglesia nos hizo creer que el Maestro se lo enseñó en una especie de visión especial. Y él  dice todo lo contrario, él dice claramente: “Me encuentro con el maestro y no tengo claro si es en carne, si es en espíritu o si es en sueño”, porque no te olvides que él tenía episodios epilépticos. Y Cristo lo aprovechaba a puro wu wei. Cristo se le presenta a Pablo a puro wu wei, los epilépticos -hasta hoy sigue siendo igual- ven luces en algún momento, sienten como una explosión y ven luces. Claro, Cristo había estado en la India y en Egipto y conocía la pólvora. Los hebreos no conocían la pólvora, la conocían sólo la facción armada de los hebreos, la de los sicarios, la de la sica; que Pedro el hermano de Cristo era un sicario. Los sicarios sí usaban la pólvora.

 

Cristo se le presenta a Pablo, y está dicho por Pablo, le hace una explosión. Y en medio de la nube le dice “Por qué me persigues, Pablo” y el otro se volvió cristiano automáticamente. Ves que él usó la fuerza de lo que ocurría en Pablo, se la estimuló.

 

Seguimos con esta carta que es fundacional, porque es donde Pablo aclara que él usa un método que es el de usar esas fuerzas.

 

  1. 22.Me hago débil con los débiles para ganar a los débiles, me hice de todo para todo para ganar siempre a cualquier precio para el Maestro”.

 

Ves, gana gente para el Maestro a cualquier precio pero sigue teniendo una ideología total, esa de que no es para cualquier cosa, o para lo que le conviene, no es que varía o dice una cosa y hace otra, sino que siempre es para una misma cuestión.

 

En este juego, dice:

 

Con los que no están sometidos a la Ley, yo que no vivo al margen de la Ley de Dios porque estoy sometido a la Ley de Cristo, yo me hago como ellos”.

 

Si no están sometidos a la Ley se presenta como un bandido entre bandidos, él tampoco está sometido a la Ley pero sí a la Ley del Maestro, está marcando que “semblantea” “estimula” lo que ahí ve y se lo “invierte” y lo “deriva” hacia Cristo.

 

En Cristo veíamos ese mismo uso de un modo maestro, ya en la Biblia Canónica, después vamos a ir a los Apócrifos si quieres; pero primero en la Canónica.

 

En Mateo, en el Cap.13. Cristo dice con claridad: “Si en un campo hay cizaña ¿qué hay que hacer? Dejar crecer la cizaña para arrancarla es más fácil que querer arrancarla cuando todavía no creció”.

 

“Estímulo”. De las cuatro que dijimos antes está enseñando las técnicas. Empieza enseñándoles a sus discípulos una técnica de wu wei, aunque eso quién no conoce las técnicas no se da cuenta. Les dice, déjala crecer porque si las estimulas va a ser mucho más fácil operar con eso que si no la estimulas. Todo lo contrario de lo que se trataba de hacer, arrancar la cizaña desde el brote tierno.

 

Lo mismo en el Cap. 23 de Mateo: El que se enaltece será humillado, el que se humilla será enaltecido”.

 

Eso es “inversión”. Una de las cuatro técnicas que decíamos antes. Si yo me humillo en una situación, como decíamos antes “Bueno, no es para tanto, no te lo tomes así … “, y en cambio si entro en una situación enaltecido, me humillan. Eso es técnica de “inversión”.


Son reliquias sueltas que van mostrando que Cristo operaba con eso pero no son sólo perlas sueltas. En el Manuscrito del Mar Muerto esto está claramente manifestado cuando él tiene que operar entre gente que tienen una enfermedad terminal. Les enviaban a la Isla de los Desahuciados y ahí Cristo muestra la operatoria que siguió.

 

VB: Quería saber como estamos de tiempo. Tenemos 20 minutos.

 

JL: Bárbaro, te cuento primero la de Gandhi, si quieres y después dejamos la de Cristo para concluir.

 

VB: Disculpa,una vez más, estas cuatro cuestiones se pueden ubicar en Pearce pero, en realidad, el tema de mantener la energía tiene que ver con que para poder hacer el cruce …

 

Para más información ver la entrevista realizada a José Luis Parise por Victor Brossa

https://www.youtube.com/watch?v=milSY-3kmDA&t=69s

 

JL: Tienes que activarlas y para poder hacer el cruce las utilizo. Ahí es donde hago ese cruce Peirceano al cuadrante opuesto, pero con esto logro cruzar. Es como decir, estoy en América, quiero ir a Europa pero no tengo el barco. Claro, aunque yo tenga claro desde donde y adónde, necesito la energía de movilidad. Por eso es que con esto paso de un cuadrante a otro cuadrante, del desde donde al adónde. De un cuadrante por ejemplo, veo que la inercia va hacia atrás, veo cuando colapsa y paso a “esto va a variar”.

 

VB: Ok

 

JL: Gandhi aprendió de su maestro Vinoba en la cárcel, no lo olvidemos. Este es el discurso más importante que dió Gandhi, que dió muchos, pero digamos que con este encendió la mecha. No olvidemos, salía de la cárcel donde había estado con Vinoba que le enseñaba la técnica que India denominan Akharma, que es lo mismo que decíamos antes “Olodumare” “Ucha MIkui” “Wu Wei” “Akharma” … son distintos lugares que, insisto, sólo el hecho de tener los cuatro nombres de las técnicas y en cada cultura el nombre que le dan, ya es de un aporte enorme para quien de verdad quiere trabajar estos temas porque ya puede ir a las diferentes Iniciaciones sin perderse en la nebulosa que es.

 

Sale Gandhi de la cárcel y da un discurso en el que él ya estaba sindicado por los ingleses como de cuidado. Entonces, en la primera fila estaban todos los policías ingleses. Atrás había hindúes, musulmanes -que entre sí eran opuestos-. O sea, eso era un polvorín que si decía media palabra mal, lo llevaban preso otra vez. Si decía media palabra mal a favor de la India, los musulmanes … Si decía media palabra mal de los musulmanes, los Sijs de la India lo destrozaban. O sea, se metió en la boca del lobo y del cocodrilo, y el hipopótamo,  todo junto.

 

Ahí Gandhi da su mejor discurso, mira que había fuerzas, fuerza, fuerzas. Fuerzas policíacas, fuerza de los musulmanes, fuerza de los hindúes,  … ahí de donde cualquiera de nosotros tal vez hubiera tenido un traspié que le podía costar la vida, él encendió a todos por igual, inclusive a los policías. Yo quiero ir detallando punto por punto qué hizo, qué fue usando. Es un discurso de media tablilla, lo que yo traje, nada más la parte fundamental …

 

Mira lo que hace de entrada. La gente no lo conocía todavía, sabían que había estado preso y eso le daba cierto hándicap, como que no era un charlatán más, se había jugado un poco

 

Empieza así,

 

“Quiero darle la bienvenida a todos uds. … “ Y cuando dice esto, mira a los policías (risas).

 

Queda constancia en el Acta de esa conferencia que lo dijo mirando a los policías. Esos tipos estaban muy opuestos a él, y usó la “inversión”, fuerza opuesta con la que se encuentra y en lugar de despreciarlos, la invierte, hace lo contrario a lo que se acostumbraba a hacer con los policías.

 

“… porque no tenemos secretos” Y se produce un aplauso que es raro porque el aplauso no fue de un sector o de otro. De entrada, fuerzas opuestas: los policías opuestos; los hindúes y los musulmanes opuestos entre ellos, … y todo el mundo lo aplaudió de entrada con una fuerza de inversión que fue la de saludar a quienes se suponen que todos repudiaban (los policías). “Inversión” ante fuerza opuesta.

 

Sigue diciendo … .

 

“… quiero explicarle a todos la ley de Smooth    “

 

Ves, los iguala a todos. Esa ley en ese momento estaba produciendo en India los mayores abusos, masacres, de todo …  porque los ponía en un lugar terrible.

 

Dice …

 

“… tanto los hindúes como los musulmanes deberán dejar sus huellas de ahora en más como criminales, hombres y mujeres por igual. El único matrimonio válido, de ahora en más, según la ley de Smooth será el matrimonio cristiano.”.

 

¿Ves lo que está haciendo?, está “orientando” gente que tenía fuerzas opuestas entre ellos y los “deriva” contra la Ley de Smooth.

 

Tienen una fuerza que era que estaban ahí para ver cuándo empezaban a pelearse, usa esa fuerza y los “deriva”. Ahora el problema estaba con la policía y de entrada, expresa que, por lo menos, con ustedes no tengo algo que esconder.

 

Sigue con su discurso …

 

“Sólo el matrimonio cristiano será válido. De acuerdo con esto, nuestras esposas y  madres son técnicamente prostitutas, porque no puede ser considerado válido un matrimonio con alguien que no sea cristiano. Todos aquí pasamos a ser bastardos, así que un policía al pasar por la morada de un hindú puede entrar y puede exigir los servicios de la mujer del hindú al que pertenezca esa morada; lo mismo con los musulmanes … “

 

¿Ves lo que está haciendo?. Claro, ahí si el policía se ponía en contra se le iban a poner en contra los demás. A lo que estaba diciendo, el policía no podía decir que no, porque era tal cual lo que él decía; pero al mismo tiempo tampoco podían pretender frenarlo porque ya no era que se iban a pelear entre ellos; es que todos se iban a poner en contra de …

 

Está usando fuerza “inversa” respecto de la policía y “derivación” respecto de los musulmanes y los hindúes. “Deriva” hacia que se tienen que enfrentar los dos a una misma cuestión y no enfrentados entre ellos.

 

“… lo mismo con los musulmanes. Entiendan que no tendrá que quedarse en la puerta, puede entrar a sus casas.”.

 

Ahí empieza a ubicar a los dos “orientándose” contra una misma cuestión. “Invirtiendo” porque a la policía -que se supone que se le iba a poner en contra- de entrada les saluda y les habla a ellos también.

 

“ … no permitiré que entre a mi casa, gritó un musulmán, juro por Alá que mataré a quien se permita tal insulto en mi hogar y dejaré que me cuelguen.”.

 

Se hizo un silencio y desde la parte india se expresó …

 

“… las palabras no dicen nada, matemos a alguno de estos oficiales que están aquí, que mancillan a una mujer hindú y así pensarán dos veces sus leyes … “

 

Pero, ¿qué pasó?, los dos estaban de acuerdo. Musulmán e hindú, los dos se levantaron en contra. Eso quiere decir, ahora la fuerza ya empieza a estar “estimulada”/”orientada”, pero ahora la tiene que “derivar” porque si no van a matar al policía. Logró que se pongan de acuerdo. ¡Hoy todavía no se ponen de acuerdo hindúes y musulmanes! y él con una frase lo logra.

 

“… por esta causa no me importará morir”, dice el hindú y Gandhi responde “Yo admiro tal valor, yo necesito tal valor … “

 

Ves. La fuerza está “orientada” (¡matemoslos!) y la “estimula” pero por la vía del valor:

 

“Yo admiro tal valor, yo necesito tal valor porque en esta causa yo estoy preparado para morir”.

 

Realiza “semblanteo” a la fuerza pasiva: la muerte. El dice, yo estoy preparado para eso, no tengo problema para morir.

 

Y continua …

 

“… pero amigos míos, no existe causa alguna en la que yo me prepare para matar.”.

 

Aquí realiza “inversión” y “derivación”. Invirtió, de ¡vamos a matar!, a ¡no, no, … vamos a morir! “Invirtió” y “derivó” a morir, no hay problema, es más importante lo que estamos haciendo que el hecho de que nos maten o no. No, no vamos a matar, vamos a morir.

 

Continua:

 

“… nos hagan lo que nos hagan, no atacaremos y no mataremos a nadie absolutamente. Pero ninguno de nosotros daremos nuestras huellas en los destacamentos, nos hagan lo que nos hagan: nos arrestarán, nos multarán, confiscarán nuestras posiciones, pero no podrán quitarnos nuestro autorrespeto porque nosotros no queremos.”.

 

Está “estimulando”: ¡nos van a hacer esto, nos van a hacer lo otro, pero se les vuelve en contra porque se van a poder quedar con todo eso pero no nos van a someter, no nos van a humillar!.

 

Le gritan del público …

 

“ … ¿has estado en prisión?, nos golpean, nos torturan, tenemos que luchar … “

 

Y Gandhi responde: “… yo les pido que luchen”.

 

Ves, ¡nunca se opone!, la fuerza que está “orientada” la “estimula” y “deriva”. Hace lo mismo que Pablo, “semblantea”, toma la forma: ¿son violentos?, vamos a tener violencia pero orientada, se la estimula pero derivándola.

 

“… yo les pido que luchen contra su ira, pero no la provoquen”.

 

¡Esto es wu wei puro!

 

Ante el grito, ante la persona que empieza a gritar, la gente dice, “no le pongas nervioso que si no se enoja”. Y, no es así, hazlo poner nervioso. Estimulale. Si le “estimulas”, se la “inviertes” se le pone en contra. Es todo lo contrario. Gandhi lo que plantea es ¡vamos a incrementársela pero no a provocarlos!

 

VB: Y así todo el mundo en el planeta se hace la pregunta de ¿qué estáis haciendo?

 

JL: Claro, les explotó, se les puso en contra a los ingleses. Y este final es genial …

 

“… nosotros no los golpearemos, recibiremos los golpes y con nuestro sufrimiento haremos ver al mundo la injusticia de ellos, eso sí les dolerá. Dolerá como todas las luchas pero ahora ya no podemos perder.”.

 

“Derivo” la injusticia de ellos. Si se mantienen en eso ahora va a empezar a ocurrir que cuanta más violencia, más van a querer ponerse violentos los ingleses y más se va a derivar ante el mundo. Ves, lo anterior, ¡ya no podremos perder!; esto que decíamos de que el tiempo es aliado.

 

“… podrán torturar mi cuerpo, podrán romper todos mis huesos, aún matarme y eso es todo lo que tendrán: mi cuerpo, pero nunca mi sumisión”.

 

Todo el mundo se puso a aplaudir, todos juntos. Los policías no, se mostraron duros.

 

Entonces continúa y dice:

 

“ Vamos a hacer un juramento en nombre de Dios, quienes estén de acuerdo ponganse de pie. El juramento es: no importa lo que venga, no vamos a someternos a otras leyes.”.

 

Y se pone a cantar el himno en inglés de Inglaterra. Los policías se tuvieron que levantar (risas)  Y él había dicho que si estaban de acuerdo se pusieran de pie, al ponerse a cantar el himno, acabaron todos de pie, con los policías también de pie, cantando el mismo himno. Se vieron todos hermanados. Y la situación, además, produjo humor en medio de todo eso. Los demás se dieron cuenta que él tenía un poder sobre la policía que los volvia locos.

(risas)

 

En ese juego Gandhi encendió el interés de mantenerse en ese nivel. Ese nivel fue el que después se tomó como repetición. El patrón universal empezó a tomar como repetición el ¡no someterse!, ¡no someterse!, … y terminaron liberándose.

 

VB: La verdad es que visto así es mucho más interesante.

 

JL: ¡Es sensacional! Esto está también en la famosa película de Gandhi porque es el discurso más importante.

 

Y ahora, si tu quieres en estos poquitos minutos, una del Maestro Cristo operando a pura escucha de lo que el discurso decía, que ésta es la forma más maestra: escuchar en la palabra hacia dónde va la fuerza y operar con esa fuerza.

 

Era una situación totalmente terminal que cuenta el Evangelio de la Paz de los Manuscritos del Mar Muerto, donde había un lugar que se llamaba la Isla de los Tullidos o la Isla de los Desahuciados. Cuando ya no sabían qué hacer con alguien que estaba muy enfermo lo enviaban a esa isla a que mueran. Y según se cuenta en el Evangelio de la Paz, Cristo fue a este lugar (esto no está en los Apócrifos) y al llegar le dijeron:

 

“Si todo lo sabes Maestro, dinos por qué estamos sufriendo estas penosas planas, por qué no estamos enteros como los demás hombres. ¡Maestro cúranos! para que nos hagamos fuertes y no tengamos que vivir por más tiempo con este sufrimiento”.

 

Eso Cristo que enseñó que la palabra puede curar, puede sanar o puede enfermar, no es lo que entra por tu boca es lo que sale por tu boca. Eso es lo que Cristo escuchó. Le dijeron  “… y que no tengamos que vivir por más tiempo con nuestro sufrimiento.”.

 

Están diciendo lo contrario a lo que quieren decir: “inverso”. Se supone que no quieren sufrir pero lo que están diciendo es que ¡no tengamos que vivir! Y se supone que no quieren el sufrimiento y quieren la vida, y sin embargo niegan la vida y afirman el sufrimiento: ¡que no tengamos que vivir en nuestro sufrimiento!.

 

Querían morirse, no querían vivir. Lo cual es entendible y ya estaban entregados al sufrimiento. Eso se llama fuerza “orientada” hacia la muerte. Querían morirse aunque no tenían conciencia de que querían morirse. Aún si hubieran tenido conciencia se podía entender lo que va a decir Cristo seguidamente y por qué hace eso que hace. Pero, de todos modos, hay que entender que esto es algo que estaba en el discurso.

 

Por qué me importa, porque quiere decir que Cristo -efectivamente- aprendió a escuchar como te enseña a escuchar la India. Es lo que se llama el Paradharma, una ley paralela a lo que crees que estás diciendo. Eso que en Iniciación es Ley. Ej: “Mañana quiero salir a buscar trabajo”, no lo voy a encontrar. Eso es Paradharma, un dharma opuesto, paralelo a lo que yo quiero decir. Una ley opuesta que está en mí pero que no soy yo. Esto empieza en el Zen, en el camino que se llama Namesoata. Está en mí pero no soy yo. Namesoata es el primer paso para Namasté y Namaskar, lo sagrado empieza detectando la fuerza que en mí opera pero no soy yo.

 

Esto, precisamente en la India, Paradharma te lo enseñan claramente que es aprender a escuchar el Dharma paralelo que en alguien está dirigiendo. Esto es un Paradharma, se supone que ellos querían vivir y no querían sufrir, pero dicen que “no tengamos que vivir por más tiempo en nuestro sufrimiento”, o sea vamos a seguir en nuestro sufrimiento y no vivir más.

 

Claramente decodificado en términos de fuerza esto es fuerza “orientada” hacia la muerte. Y mira lo que hace Cristo que no lo hace nunca más en ningún lado, ni en los Apócrifos, ni en los Canónicos, en ningún lado más usa este sistema que les va a dar ahora.

 

Jesús respondió …

 

“Felices vosotros los que tenéis hambre de verdad. Felices vosotros que llamáis pues la puerta se os abrirá, pues yo os conduciré al Reino de los Ángeles de nuestra madre.”.

 

Les da un sistema de cura angélico que nunca más lo hizo en ningún lado. Les va a enseñar un sistema angélico, hebreo, porque querían morirse. Les “estimula” la fuerza orientada a esos que querían morirse y los hace curarse orando con determinado sistema angélico. Cada uno de esos ángeles les implicaba una depuración en el cuerpo. Uno era un ángel que depuraba internamente, los mandaba bañar, los mandaba meterse enemas de calabaza. Esto lo hacía, está todo especificado. O sea, los empezó a curar.

 

¿Qué hizo con la fuerza orientada hacia la muerte?, se lo disfrazó de ángeles. La fuerza orientada la “estimuló” y la “derivó” hacia la vida. El resultado de eso fue que se curaron. Claro, lo atribuyeron a los milagros. Entonces les hizo, cuatro tipo de curas:

  • Cura de higiene
  • Grandes ayunos
  • Lavados estomacales
  • Y les hacía sacar los parásitos del cuerpo. Les ponía leche hirviendo en la boca y los bichos salían por hambre. No comían adentro pero les hacía beber leche afuera y así los fue desparasitando.

 

El éxito fue tal que quedó como un milagro de la biblia.

 

Ahora, esto fue el uso de wu wei. Tu quieres morir, ¡cómo no! Voy a darte un sistema angélico. No les dijo ¡no, tienen que querer vivir, cómo van a querer eso! … El enema se lo hizo hacer en nombre de los ángeles.

 

No es una cuestión como la que hacen los médicos, dando por supuesto que el paciente quiere curarse. Cristo les pescó dónde querían ir.

 

VB: Es como prepararlos para morir.

 

JL: Para vivir. Encontraron que la vida de los ángeles podía regir sobre la vida material de todos los días. Les dió una nueva vida. Pero lo interesante es que en una situación hiper terminal lo hiciera.

 

Tu conoces a Olga, que la entrevistaste, y también a ella la habían dado tres días de vida porque tenía un cáncer. Y aplicó esto.  Se supone que iba a morir y vino al viaje el año pasado, ha vuelto este otro año. Mañana que damos una reunión acá en Barcelona de la Escuela, ella va a estar ahí también.

 

O sea, efectivamente, la misma fuerza de la situación que iba orientada hacia lo que la inercia los quería orientar, ahora fue “derivada” hacia lo que quiere la persona.

 

En el ínterin qué pasó, Magia pura, se curan, Gandhi liberó la India. Lo que no se consigue con política, con religión, con economía, con ciencia; se logra con el uso de las fuerzas.


Esta fue una introducción de cuáles son las fuerzas y de cómo ponerlas en marcha. Ahora lo importante está en entrenarse al respecto, entrenarse a partir de usarlo en sí mismo. El que lo quiere usar para afuera va a empezar a encontrar que funciona pero se le escapa de las manos continuamente.

 

Lo aviso, el que lo quiere utilizar empezando a utilizarlo respecto a lograr cuestiones primero en sí, ese es el que está recorriendo el camino de “Akharma” “Wu Wei” “Olodumare” “Ucha Mikui” … como verdaderamente fue concebido.

 

VB: Esto me recuerda a esa gente que cuando aprende algo dice, esto es para curar a alguien. Ya están empezando a pensar en afuera en lugar de en sí mismos.

 

JL: (JL aplaude a Victor) … ¡mejor imposible el ejemplo que diste! Eso es lo que no hay que hacer, querer resolver a los demás … como si los demás se encarnaran para que tu les cures y no para aprender ellos a curarse. En todo caso, enséñales si quiere aprender, pero otra cosa es creer que se encarnó para que tu le cures del problema. En la encarnación siguiente tendrá el mismo problema pero peor. Eso es lo que te muestra el Bardo Thodol tal y como lo hemos trabajado.

 

La verdad que esta oportunidad te la tengo que volver a agradecer porque esto de enseñar la parte técnica pero sabiendo que la parte técnica funciona por la parte que tiene de Iniciático todo esto, es verdaderamente respetar el tema como lo estamos haciendo. Por eso te lo agradezco.

 

VB: Pues yo te lo agradezco a ti porque desde Cristo, el Mago hay una serie de vídeos que están moviendo a mucha gente, abriendo más allá de ese “newagismo” … yo también caí ahí hace mucho tiempo. Y empezar a integrar lo que es la luz y la oscuridad en el ser humano como el valor, la alquimia en la que se puede transformar en el Dios.

 

Y también mucha gente cuando vio el vídeo de Peirce me ha preguntado ¿y los cruces?. Pues esta es una pista más de por dónde va el tema.

 

JL: Los cruces se necesitan hacer con una dosis de movimiento de las situaciones y con esto es con lo que se mueven las situaciones.

 

VB: El ejemplo del barco es muy claro.

 

JL: Claro, una energía tiene que mover al barco para que tu puedas ir de un lugar a otro. Esta energía. Y al cruzar la situación, el motivo por el que la inercia volvía al cuadrante anterior; si tu te mantienes en el cuadrante siguiente, ahora busca ese cuadrante porque te curaste del cuadrante anterior. Y cuando entras en un nuevo cuadrante rebalsa hacia los de los costados. Esto es muy importante, es lo que en India se llama “Ervís” que viene de la tipología de hervir el agua. Cuando tu haces el cruce y te mantienes ahí, ese cuadrante empieza a rebalsar hacia los dos más próximos. Entonces estás habitando los cuatro cuadrantes.

 

  • El natural, del que te tuviste que curar.
  • El del cruce.
  • Y al mantenerte ahí, la energía rebalsa en los cuadrantes vertical y horizontal, pero una vez hecho el cruce.

 

De entrada, nunca hay que ir en vertical y horizontal. Hay que hacer el cruce. Pero, una vez que lo hiciste, busca en vertical y horizontal.

 

¿En qué cuadrante estás de los cuatro? En los cuatro. Eso se llama habitar la realidad total.  Y eso es la divinidad en cada uno. Por eso tienes que estar en el centro del Peirce y el centro se logra cruzando y manteniendote ahí. En ese punto se arma esa inercia, rebalsa y estás en los cuatro cuadrantes, puedes operar con lo posible, con lo imposible, con lo necesario y con lo contingente. Y no hay más, en la vida no hay más categorías que esas.

 

Está lo que en tu vida es posible, lo que es imposible, lo que es necesario y lo que a veces te sale y a veces no. Habitar el centro del Pearce es que ninguna de esas situaciones decidan sobre ti. Pero para eso tengo que usar la fuerza básica que me tiene estancado en una situación. Cambiemos situación por cuadrante y ahí tenemos Pearce.

 

VB: Muchas gracias JL, una vez más.

 

JL: Gracias a ti, y gracias por el interés que detona lo que estamos haciendo.

 

VB: Y espero seguir con estos encuentros porque, bueno, al fin y al cabo estamos compartiendo y está compartiendo JL cosas muy interesantes que pueden caer en buen lugar si sobre todo escucháis. Una vez más estas cosas son para usarlas desde un lugar.

 

JL: Yo siempre digo, ¡ojalá a mí me lo hubieran explicado así 40 años atrás! Todo claro, todo ubicado y ya para usar directamente.

 

VB: Recomiendo mucho, una vez más lo digo, la Historia Oculta de Cristo, que aunque no os la creyerais la sigo recomendando. Creo que es un ejercicio que abre mucho.

 

JL: Abrió tanto que después de la Historia Oculta de Cristo, abrió la Enseñanza Oculta de Cristo Pre-Cruz y la Enseñanza Oculta de Cristo Post-Cruz. ¡Mira si no abrió!

 

VB: Recomiendo mucho porque ese arquetipo Crístico que tanto nos ha marcado, aunque os creáis que no, incluso el tener un modelo distinto que nos convenga. Nos conviene.

 

JL: Claro (risas) Y ver a Cristo operando con wu wei es una maravilla de claridad. Acá dimos un par de ejemplos nada más.

 

VB: Gracias por todo.

(abrazo)

 

JL: Como siempre un gustazo. Bueno, creo que hemos hecho explotar una buena bomba. Gracias y hasta la próxima.

 

Transcripción: Paulo Javier Rosas Fidalgo, Marc Beltrán, Pepa Barral González.

Revisión: Pepa Barral González.. Marc Beltrán.

Diseño: Pepa Barral González.

 

X
1998-2017 E.D.I.P.O. Todos los derechos reservados.
Ética Iniciática | Términos y Condiciones | Director: José Luis Parise | Validación Profesional | Validación Fiscal Internacional